Mi Vida Viajera / Sudamérica / Colombia /

Es Seguro Viajar a Colombia

Hace aproximadamente dos años, Dani tomó la decisión de dejar su trabajo en Londres para “lanzarse” a trabajar en Colombia pero aunque él pensaba que era una buena idea, la frase que no le dejaban de repetir antes de que viajara era “¿Estás loco? Te van a matar”.
Por Enrique Ceballos D

@enriqueceballosd

Dani Bonilla es un cineasta español que actualmente tiene un canal en YouTube en el que cuenta sus historias, viajes y reflexiones. Al ver que muchos turistas se hacen la misma pregunta antes de viajar a Colombia, decidió hacer un video en el que cuenta su historia antes de tener la oportunidad de poder visitar la ciudad de Medellín donde fue muy influenciado por lo que a su alrededor decían respecto a la inseguridad y violencia en Colombia. “Por supuesto, no podían estar más lejos de la realidad”, ésta es su historia.

Hoteles recomendados en Colombia

Aunque para él no le parecía nada diferente, un país más, no le dio muchas vueltas a lo que le decían y estando en España busco el vuelo más barato a Colombia y lo compro.

Al principio, la idea de irse a trabajar en Colombia cada vez le gustaba más y más, por lo que había leído de otras personas que habían estado ya, decían que la gente es increíble, el clima impresionante, la comida deliciosa y lo mejor de todo para él, es que estaba lleno de lugares para explorar.

Pero esa ilusión se mantuvo hasta que se lo conto a sus amigos y familiares. Pues para el parecer de su familia, Colombia no ha tenido una muy buena fama durante las últimas décadas en Europa. La percepción que tenían es a partir de la historia fea que empezó en los años 50, cuando un mercado emergente desde los Estados Unidos comenzó a alterar la economía de los colombianos, éste fue el mercado de las drogas. Donde mucha gente en vez de trabajar en la tierra como agricultores o granjeros, vieron una gran oportunidad en los cultivos de marihuana y cocaína para luego ser vendidas en Estados Unidos. Por ello, sus padres y amigos de España, durante su juventud solo estaban acostumbrados a escuchar malas noticias de este país, como los terribles crímenes del narcotráfico, las guerras contra las FARC o gente que había teniendo que huir del país.

Todo esto creo un concepto de Colombia, en la mente de la gente de España, como un sitio de tierra hostil donde todo el mundo es narcotraficante y la vida es para nada valorada, ahora para él no podían estar más lejos de la verdad.

Antes de su viaje, hubo momentos en que pensó cancelarlo y simplemente perder el dinero pero dentro de él había algo que le decía que todo no podía ser cierto, que cómo en todos los países hay gente buena y mala. Siempre tenía la sensación de que encontraría gente buena al igual que en cualquier otro lugar. Continúo con su idea hasta que llegó la hora de marcharse a Colombia, revisó detalladamente los requisitos para viajar a Colombia antes de decirle adiós a España y así cogió su vuelo hacia Medellín, una de las ciudades más importantes del país.

En el avión los nervios se le hacían notar, ya que veía mucha gente colombiana que iba a ver sus familias pero no veía tanta gente española, tenía en su mente que “una vez pisara suelo colombiano no me iba a fiar de nada ni de nadie, iba a estar con mil ojos para que no me fuera a pasar nada”. Cuando llego a Colombia, tras montarse en el taxi que lo llevaría desde el aeropuerto de Rio Negro en Medellín hasta el hotel donde se iba a hospedar, vio la realidad; se dio cuenta que la gente de España “no podía estar más equivocada”.

El taxista que lo llevó a la ciudad era “una persona increíble”, un paisa trabajador que hacia esa profesión para poderse pagar sus estudios como mecánico, la ciudad de Medellín que se la imaginaba como un sitio oscuro, peligroso y lleno de gente con malas miradas resulto siendo una ciudad de luz, viva en cada esquina, llena de naturaleza, buen ambiente y en especial con muy buenas personas, para él toda la gente colombiana que conoció en esta ciudad fueron muy atentas, amables, abiertas y felices.

Los supermercados en Colombia le parecieron llenos de comida y de frutas exóticas, como la guanaba que nunca la había probado ya que no se puede encontrar en ningún supermercado de España. También le sorprendió la buena infraestructura tanto de carreteras como de internet, tiendas y resulta que en todas las calles por las que camino, tanto de día como de noche, no se sintió para nada inseguro, incluso se sintió aún más seguro que por muchas de las calles que camino cuando vivía en Londres.

Pero no todo es color de rosas, en su video cuenta que como en todos los lugares del mundo siempre va a existir gente mala. Aunque él se hospedo en el poblado, una zona muy turística, hay unas zonas de la ciudad donde no le aconsejaron que fuera como por ejemplo las comunas, pero para él en realidad no es tan diferente a otras ciudades del mundo que también tienen zonas peligrosas como por ejemplo “el famoso bronce de Nueva York”.

En cualquier otro país existe la posibilidad de robo o secuestro pero resalta que esto no depende de la gran mayoría de la gente, las personas en Colombia tienen una vida normal, igual que la de él o la de cualquier europeo. Una vida con la que están contentos con su familia, su trabajo o su casa.

Tras un mes y medio de haber vivido en la ciudad de Medellín, solo le queda decir que esa ciudad es un lugar mágico, la gente es increíble, sus paisajes son conmovedores y es un sitio digno de explorar y viajar. Para el final de su estancia se sentida completamente cómodo moviéndose por toda la ciudad, con su ropa normal, con su móvil en la mano, trabajando con su ordenador en cafeterías, cogiendo taxis para explorar otros lugares y a cualquier parte que fuera, la gente se “portaba increíble”.

Por último, el consejo que da es “Como dicen en Colombia, no vas a tener ningún problema si no das papaya, esto significa que no hagas nada estúpido y que actúes con sentido común. Lo mejor de todo es que no soy el único que quedo enamorado de Colombia, toda la gente que conozco que ha viajado comparte la misma opinión de este país, que es un lugar increíble y excepcional.”

Como conclusión dice que “La gente tiende a ser muy rápida juzgando pero muy lenta reflexionando, el pasado de Colombia y de Medellín ha sido oscuros, eso nadie lo va a negar y el peligro a que algo malo pase puede ser real, pero eso sólo es una parte muy pequeña de la verdad, si pasa algo en las noticias la gente lo exagera o lo agranda. Por ello yo les digo desde ya, Colombia es un país que ha pasado página, que está evolucionando a un nivel increíble y que su gente fue la victima de las circunstancias pero no la causante.”

“Si por alguna razón estás pensando en viajar a Colombia, no hagas caso a lo que el resto de la gente opina, haz tu propia búsqueda, habla con la gente que realmente haya vivido ahí y te aseguro que no te arrepentirás”.

Esta fue la historia de Dani, de cómo fue su experiencia inolvidable en Colombia. Si también han visitado este país y quedaron con la misma percepción, los invito a que compartan este articulo con sus cercanos para que más personas del mundo cambien el concepto errado en que tiene a este país y se animen a visitarlo, porque “se están perdiendo la oportunidad de tener una de esas experiencias más enriquecedoras de sus vidas”.

Si quieren ver el video de Dani, aquí se los dejo junto con sus redes sociales para que lo sigan. Gracias por haber leído este artículo.

Hoteles recomendados en Colombia
Comparte esta guía si te fue útil

Más sobre Colombia